Eduquemos en igualdad contra la violencia de género


Antes de comenzar con nuestras recomendaciones para educar a nuestros hijos e hijas en igualdad es importante conocer algunos aspectos que contribuyen a que en la actualidad se sigan manteniendo modelos machistas o violentos contra las mujeres en nuestra población y concretamente entre la población más joven.


PORNOGRAFÍA, VIDEOJUEGOS Y EDUCACIÓN


Nos seguimos sorprendiendo y asustando de la gran cantidad de noticias que encabezan nuestros informativos relativos a la violencia contra las mujeres pero ¿Qué responsabilidad tiene la educación en estos patrones?


Diferentes especialistas llevan tiempo advirtiendo de algunos factores mantenedores de conductas agresivas o modelos sexuales inapropiados en nuestros niños/as y jóvenes.


Los jóvenes consumen pornografía y videojuegos violentos desde muy temprana edad, cuando aún son vulnerables y están en etapas donde sus valores en igualdad, respeto, solidaridad, responsabilidad, etc., aún se está formando.


PREOCUPANTES ESTADÍSTICAS


¿Sabían que el acceso a pornografía en internet en España comienza entre los 9 y los 11 años de edad?


En la página web de la plataforma Dale una Vuelta, algunos de los datos que comparten y que están recogidos de las páginas de contenidos pornográficos son:

  • Uno de cada diez consumidores tiene menos de 10 años;

  • Un tercio de los niños entre 10 14 años visitan están páginas con alguna frecuencia,

  • 81% de los niños de entre 13 y 18 años afirman haber observado pornografía como conducta normal.


QUÉ TIENE QUE VER TODO ESTO CON MI HIJ@


Lo queramos ver o no nuestra población infantojuvenil está fácilmente expuesta a una hiper sexualización y a unos modelos afectivo-sexuales inapropiados.


Al despertar sexual se le han unido otros aspectos como el fácil acceso a contenidos para adultos, compartir modas de prácticas sexuales por redes sociales, la falta de información real por parte de escuelas y familias sobre educación sexual…que han dado lugar a la tormenta perfecta para que se den datos como los comentados anteriormente.


Teniendo en cuenta que gran parte de la pornografía que circula por internet tiene un alto contenido de agresividad física o verbal no es tan raro que los niños estén aprendiendo de modelos machistas entre los que destacan la sumisión y cosificación de la mujer o la violencia hacia ella.


Si a esta información le añadimos que nuestros jóvenes consumen gran cantidad de videojuegos con gran carga de violencia ¿Cuántos de nuestros hijos/as y a qué edad están expuestos a videojuegos de carácter violento?


Controlar lo que nuestros hijos e hijas menores ven en internet y lo que hacen en sus redes sociales, no es privarles de libertad, ni invadir su privacidad, es enseñarles a hacer un buen uso de una herramienta que solo debe usarse con libertad, cuando se tiene la madurez suficiente para poder hacerlo sin riesgos.


REFLEXIONES

  • ¿Está sustituyendo la pornografía a la educación sexual? Y si es así ¿Qué consecuencias sociales está teniendo?

  • ¿Los videojuegos de carácter violento están propiciando un aumento de conductas agresivas?

  • ¿Cómo padres y madres somos conscientes del contenido qué consumen nuestros hijos?

  • ¿Estoy educando a mi hijo/a en igualdad?


PAUTAS PARA EDUCAR EN IGUALDAD

  • La educación en igualdad se basa en ofrecer y garantizar el mismo trato y las mismas oportunidades a niñas y niños desde el nacimiento.

  • Es crucial que analicemos nuestras propias actitudes y comportamientos ante el sexo femenino.

  • Es habitual sorprendernos haciendo bromas, comentarios o juicios machistas sin ser conscientes. Empezar por identificar y eliminar estas actitudes es la base para evitar reproducir modelos machistas de relación.

  • Brindemos a nuestros hijos e hijas las mismas oportunidades y exijámosles las mismas responsabilidades en todos los ámbitos.

  • Favorezcamos en la educación el diálogo, la sana resolución de conflictos, la tolerancia a la frustración, sin olvidar que somos ejemplos y aprenden todos los días de nosotros.

  • Eduquemos en el uso responsable de las nuevas tecnologías.

  • Promovamos una adecuada educación sexual y desmitifiquemos la pornografía. De esta forma brindaremos modelos sexuales y afectivos sanos.

  • Actuemos ante las primeras actitudes discriminatorias, no las dejemos pasar. Es importante identificar, analizar, explicar y sancionar comportamientos y actitudes machistas desde los inicios.

  • Y sobre todo, no dejemos la educación sexual, y afectiva en manos de internet, no dejemos que nuestros menores, aún por formar, accedan libremente a contenidos inapropiados para su edad.

Protejamos a nuestros hijos e hijas, Eduquemos en justicia e igualdad. #eidem, #igualdad #contralaviolenciamachista

AYUDA

© -2018- Todos los deechos reservados - eidem - Aviso Legal y Politica de Privacidad

  • Grey Facebook Icon