!Dejemos el pasado atrás!


Nuestro día a día a veces está cargado de vivencias y experiencias pasadas que se repiten en nuestra cabeza como un disco rayado, tratando de buscar alguna explicación del porqué pasó y sin llegar a ninguna conclusión.

Son como piedras pesadas que llevamos en nuestra mochila vital, que nos dificultan el seguir avanzando con agilidad. Esta sobrecarga nos impide valorar lo que tenemos y nos limita a la hora de marcar nuestras nuevas metas. Nos ancla al pasado, dejándonos a merced de los vientos y perdiendo de este modo el control de nuestra vida.

Pensamientos como ¿Porqué me despidieron? ¿Qué pasó para que rompiera mi pareja? La pérdida de un ser querido ¡Qué injusto! ¿Porqué mi familia me hace sentir tan culpable? Nos pueden hacer caer en una espiral de sentimientos negativos, tratando de entender el porqué, cuando la mayoría de las veces, no porque repitamos la pregunta, vamos a obtener una respuesta que nos tranquilice.

Analizar qué pasó es bueno siempre y cuando esté en nuestra mano actuar de otra forma para no volver a tropezar en la misma piedra. Pero hay otras muchas situaciones que no dependen de nosotros y que el darles vueltas o el empeñarnos en recuperar lo que perdimos sólo va a hacer que vivamos la vida siendo la sombra de nosotros.

Hoy no somos los mismos que ayer fuimos. Saber desprendernos de sentimientos pasados, de personas que en un momento significaron bastante en nuestras vidas, de objetos; aprender a reconciliarnos con nosotros y con la vida nos ayudará a mirar hacia delante con más positividad y a ser más felices.

Si tienes dificultad para romper con el pasado y empezar a construir el futuro que anhelas, en eidem podemos ayudarte.


AYUDA

© -2018- Todos los deechos reservados - eidem - Aviso Legal y Politica de Privacidad

  • Grey Facebook Icon